REGANTES DEL RIO CHALINGA DE SALAMANCA CONOCEN EXPERIENCIAS DE MANEJO INTEGRADO DE RECURSOS HÍDRICOS EN PERÚ

Como parte de las actividades de capacitación del programa «Transferencia para mejorar la gestión del recurso hídrico en río Chalinga»  de la Comisión Nacional de Riego, dirigentes y regantes de comunidades de agua de dicha cuenca participaron recientemente en una pasantía que permitió conocer experiencias sobre “gestión integrada de cuencas” y el uso, administración y distribución del agua en Perú.

Los representantes de las organizaciones de usuarios, junto a Ernesto Veres Jorda profesional del área de estudios de la Comisión Nacional de Riego y el jefe de programa de transferencia Manuel Domínguez fueron recibidos por Walter Obando, Jefe de la Autoridad Nacional del Agua (ANA) del Ministerio de Agricultura, y profesionales a cargo de los distintos departamentos de esta institución del Estado que administra y protege el recurso hídrico de las 159 cuencas registradas en Perú.

El jefe de ANA destacó la oportunidad de intercambiar experiencias sobre la gestión de recursos hídricos en base a la creencia que “es el agua la que nos hermana y nos acerca como pueblos y países, y que mejor que compartir experiencias en la gestión y considerando que tenemos un problema en común que es el aprovechamiento creciente del agua”. En Perú  el uso y gestión de los recursos hídricos está regido por la Ley N°29.338, y es el propio Estado el que otorga derechos limitados bajo licencias, permisos, autorizaciones y reservas con un costo tarifario.

Para la delegación Chilena, el interés estuvo centrado en la gestión integrada de los recursos hídricos, visión que según expresó Walter Obando, jefe de la Autoridad Nacional del Agua  “marca nuestro quehacer institucional y ha permitido instrumentalizar la gestión hacia la política estratégica, planes nacionales de recursos hídricos y planes de gestión de los consejos de recursos hídricos de cuenca (CRHC), es una gestión multisectorial”, quiere decir con esto último que la cuenca se desarrolla con la mirada y opinión no sólo de los agricultores o regantes, también con la participación de organizaciones vecinales, universidades, empresas, y otras instancias que conviven en la cuenca.

Para Ernesto Veres de la Comisión Nacional de Riego, la gestión integrada de cuencas es un desafío para Chile, ya que en tecnificación intrapredial está mejor desarrollado que en Perú en cambio en el tema de gestión falta “esa mirada con enfoque de cuenca y más macro por ejemplo el plan de gestión en Lambayeque se hizo de manera participativa, es lo que se debe rescatar”

La delegación conoció experiencias de trabajo de los consejos de recursos hídricos de la cuenca Chancay-Lambayeque, los sistemas y operación del recurso hídrico en la cuenca de Chancay, el reservorio de Tinajones y sus obras hidráulicas, además de conocer la producción de caña de azúcar y otras frutas de exportación de las empresas agrícolas de San Juan y agroindustrial Cayalti en Zaña, recorrer las obras de almacenamiento y distribución del proyecto Olmos que opera con alta tecnología para distribuir agua por demanda para el riego de una superficie de 19 mil 357 hectáreas para la producción de arándanos, plátanos orgánicos, palto, uvas de mesa, maracuyá, caña de azúcar, entre otros cultivos de exportación.

Gabriel Guerra, dirigente de la Junta de Vigilancia, destaca la unión de los usuarios en torno a la gestión del agua “al existir un control del agua es bueno, eso indica que no hay diferencias uno con el otro ni tampoco conflictos, aquí se destaca la preocupación por las cuencas”, aun cuando indica que la gran diferencia con Perú es la abundancia de agua en comparación a Chalinga que en esta temporada padecen escasez.

En tanto para Emilio Díaz, dirigente del canal Chilca, la tecnología que se utiliza en Perú para la distribución del agua es “lo más destacable y fundamental, me di cuenta que toda la información se maneja mediante computación, sin necesidad de tener un celador, y eso es en lo que estamos muy lejos, y para llegar a ello debemos conectarnos de una u otra manera, así se simplifican las cosas y cada cual recibirá el agua que le corresponde”.

Se destaca de esta pasantía el recibimiento y hospitalidad que brindaron los integrantes de ANA en Lima, de los Consejos de Recursos Hídricos en Chiclayo y de la Autoridad Local del Agua en Zaña, así como del proyecto Olmos y empresas agroindustriales que recibieron a la delegación chilena de agricultores y sus experiencias en la agricultura del Valle de Chalinga.

LEAVE A RESPONSE

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

A %d blogueros les gusta esto: